Ultimo Momento
NOTICIAS DE ULTIMO MOMENTO!!!
19/04/2017 15:52 | Sociales
No violencia de Jesús
Imprimir
 
Recomendar
 
Votar
votos
 
 
No violencia de Jesús
¡Buenas tardes!  Una lejana viñeta del dibujante Crist nos muestra a dos chicos de unos diez años. Uno llora reclinado contra un muro. A la pregunta del otro de por qué llora apoyado en la pared es de corte psicológico: “Es mi terapia de apoyo”...
 
Reconozco que, de niño, fui muy llorón. En las pocas fotos que me pudieron sacar tengo cara de  “recién llorado”. Con el tiempo, me fui haciendo duro para las lágrimas, y esto no por pensar que “los hombres no lloran”, como dice un trasnochado machismo, sino simplemente porque no me salen. Digo que no me salen, no que no existan. Porque hay otras lágrimas: son las que no se ven, las que se derraman hacia adentro, sin el testimonio consolador de quien sabe compadecerse del llanto ajeno.
 
De hecho, “la suma de nuestras lágrimas es inferior a la suma de nuestras penas”, como bien dijera Narosky. Esto vale para casi todos los casos, aunque hay algunas excepciones que todo el mundo conoce, en especial los novios y los maridos. ¿Recuerda la antigua advertencia que termina diciendo: “...y llanto de mujer no has de creer”? Alguna vez Rabrindranath Tagore -caballero al fin- le cantó a las lágrimas femeninas con un verso conocido: “Mujer: tú rodeas el corazón del mundo, como el mar a la tierra, con el abismo de tus lágrimas”.
 
Y hablando de mujeres, rescato de mis archivos una simpática nota de Inés Fernández Moreno, titulada “Ya ni llorar se puede”. Habla, por ejemplo, de la devaluación de las lágrimas femeninas:
 
“En su pasado glorioso, derramas en el momento oportuno, eran capaces de promover tanto la guerra como la paz. De ellas nacieron no sólo mares legendarios sino también la vista cultura del pañuelo, ese vehículo amoroso por excelencia, ese objeto de veneración fetichista que tanto consuelo brindara a Tito Rodríguez, entre otros. Hoy los pañuelos son de papel tissú y las lágrimas, al igual que los desmayos femeninos, han caído en el descrédito...”.
 
Sin embargo no mal rescatar a Herrick: “Las lágrimas son el doble lenguaje de los ojos, y cuando al verdadero amor le faltan palabras, los ojos hablan con lágrimas mientras enmudece la lengua”.
 
¡Hasta el viernes!

Columnista:  Padre Jose Ceschi
 
 
 
ico coment
0  comentarios
DEJANOS TUS COMENTARIOS
Codigo anti spam:
96126
Nombre
E-mail
Comentario
Hasta 500 caracteres
EL COLONO DEL OESTE - Esperanza (Santa Fe) , no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del autor.
 
Noticias Relacionadas


Cooperadoras Cefies Todostreaming Publicite Aqui AAne